Sombrerazos

*La “discreta” y “austera” campaña de Jorge Argüelles, en Cuernavaca

 Por Domitilo Evangelista Díaz.

Cuernavaca, Mor.– Con un ejército de porristas que bandera en mano, con formación casi militar y con porras que suenan a obligación más que a alegría, hizo su arribo esta tarde a la colonia Patios de la Estación el candidato de la coalición Juntos Haremos Historia, Jorge Argüelles Victorero.

 La misma coalición que integran Morena Sí , el PES Morelos y Nueva Alianza y que desde hace tres años ha tenido dentro de sus frases más emblemáticas las de “Por el bien de todos, primero los pobres” además de la “austeridad republicana”, hoy la encabeza para la presidencia municipal de Cuernavaca un político que gusta de exhibir su buena vida, que llega a Los Patios de la Estación en su lujosa Suburban.

Rodeado de su equipo de seguridad, prensa y demás colaboradores a hablar de pobreza, de apoyos sociales, de cómo detonar la economía y brindar mayor seguridad, algo que ni él como diputado federal ni el gobernador de Morelos, Cuauhtémoc Blanco Bravo, militante de su mismo partido, han hecho estos tres años que son gobierno.

 La realidad de Jorge Argüelles dista mucho de lo que es hoy su discurso y sus promesas de campaña. Recorre Cuernavaca para conocerla y a la vez para pedir el voto a sus habitantes a quienes de ganar, seguramente nunca volverá a ver, como ocurrió con sus “representados” del Distrito 4 federal con cabecera en Jojutla, de dónde es actualmente diputado gracias a la “Ola AMLO”.

Como candidato ha propuesto crear la marca “Ciudad Cuernavaca”, pero se deja ver de la mano de su esposa, con quién se casó recientemente y prefirió que su lujosa boda fuera en San Miguel de Allende, Guanajuato, y no en algún espacio del conflictivo e inseguro estado de Morelos, saqueado por él y su amigo Cuauhtémoc Blanco.

A Jorge Argüelles le valen los tiempos y reglas electorales: lleva en campaña ininterrumpida desde el mes de diciembre del 2020, ha sobrepasado los límites de gastos de campaña y ha expuesto a colaboradores y seguidores a contagios de Covid-19 al hacer actos masivos de campaña, al no usar él o sus colaboradores adecuadamente el cubrebocas.

 Es el candidato a vencer, aseguran sus simpatizantes, sólo él puede salvar Cuernavaca, dijo recientemente un dizque ex aspirante “independiente” señalado de fraude y de acosador sexual. Pero pese a todo, se mantiene al frente de las encuestas, pero no por él, sino por “ya saben quién” y las siglas MORENA, que mucho sembró en los mexicanos, pero que hoy otros cosechan y usan para su muy particular y personal beneficio.

 Lo que compra el dinero en política, es barato, parece ser ahora la máxima de la coalición Juntos Haremos Historia en Cuernavaca, y desgraciadamente, hay morelenses en venta, que prefieren un beneficio fugaz que el evitar más atraso, saqueo, mentiras y comprar espejismos que han hundido Cuernavaca y al propio estado.

A %d blogueros les gusta esto: